Archivo mensual: mayo 2012

Minimalismo: ¿Poseemos las cosas, o las cosas nos poseen?

Comienzo la publicación advirtiendo que si ya conocen a mis panitas Los Minimalistas mucho de lo que leerán a continuación les sonará conocido. Estos tipos escriben y prácticamente todo lo que les leo, resuena profundamente conmigo. Ellos le dan forma en palabras sajonas a muchos de mis pensamientos que no sabía expresar. En una larga plática con Mi Amá el pasado 5 de Mayo (Su cumpleaños), tocamos el tema de las posesiones materiales, de la acumulación de cosas, del minimalismo, y muchas otros temas, de modo que me quedó fresco en la mente el tema. En fin, ahí les va mi pedazo de reflexión al respecto.

Resulta que en alguna de las publicaciones de ellos, me topé con una gráfica similar a la que Lisa nos propone:

Pero en la propuesta nos traen la idea de que esta gráfica es más o menos así, pero aplicada a cosas, en vez de inteligencia.

Proponen que mientras más cosas tenemos, menos felices somos. Que las cosas nos poseen a nosotros en vez de nosotros a ellas.

En esta extraordinaria plática de Graham Hill, nos platica en unos pocos minutos, lo que para él significa el minimalismo. Tiene subtítulos en español para quién no entienda gringo:

Y ahora nosotros estamos también adoptando el minimalismo en todas sus formas. Menos cosas en verdad nos hacen sentir más ligeros.

Pero hay algo que no dicen ninguno de los blogueros que leo: El minimalismo te lleva a cambiar de mentalidad (o a lo mejor es al revés, pero así me parece a mi). Una vez comienzas a deshacerte de lo que no te sirve, de lo que te funciona como lastre, de aquello que solo ocupa espacio y no es importante…. Comienzas a percatarte de que ya no deseas más cosas… No solo quieres tener menos, ¡sino que ya no quieres más cosas ni nuevas!

Esa mentalidad nos encanta. Saber que cuando vemos algo que nos gusta, y vemos el precio, calculamos mentalmente para que aventura nos alcanza con eso.

Ahora coleccionamos fotos, recuerdos, aventuras, experiencias. Todo aquello que no podemos perder, al menos hasta que Don Alzheimer nos visite… Pero también estamos tratando de ejercitar la mente de modo que al viejillo ese se le olvide pasar por nuestras cabezas 😉

 

¿Que es minimalismo para mi? Es vivir con lo necesario, de acuerdo a las condiciones actuales. Viviendo en Puerto Rico, esa definición toma una forma, mientras que viviendo en otro lugar, tal vez tome una forma diferente.

En esta sociedad consumista, mis ideas parecerán radicales, heterodoxas o simplemente estúpidas, pero son mías y cada quién tiene su mundo.

 

Entonces mis queridos lectores, ¿para ustedes que es minimalismo?

Quedo de ustedes, como siempre 🙂

Recomendación de libro: Lying, por Sam Harris

Ya sé mis queridos lectores que los tengo medio abandonados, pero he tenido otras ocupaciones ¡ya regresé! Entonces a regodearse con mis desvaríos.

En esta ocasión les traigo una recomendación, el mini-libro Lying de Sam Harris, un neurocientífico doctorado de UCLA, con un grado asociado en filosofía otorgado por la Universidad de Stanford.

El libro es muy corto, apenas 26 páginas que se leen a buen ritmo en una o dos horas. A pesar de su corto tamaño, el buen Sam logra meter una cantidad increíble de información, reflexiones e historias que nos hacen pensar mucho.

En mega-resumen, habla de que salvo en casos realmente extremos, mentir nunca será mejor que decir la verdad.

Habla de que el valor de la confiabilidad en las palabras de las personas es sumamente importante.

Habla de que los que mienten tienen generalmente menos confianza en aquellos a quienes mienten, y aunque parece contradictorio, en realidad es que las personas tienden a juzgar que los demás son similares a ellos. Por lo tanto, un mentiroso cree que del mismo modo los demás le pueden mentir potencialmente.

Hace varios casos de análisis, sobre situaciones variadas del diario vivir, y donde podemos ver que ni las mentiras blancas están eximidas de este prejuicio.

Un punto que me llamó la atención bastante, es que cuando mentimos “piadosamente”, estamos juzgando que somos mejores para evaluar la vida de los demás y elegimos conscientemente la manipulación. Es soprendente que un simple análisis, logra dejar ver tanto. Menciona cuan incorrecto es dar información incorrecta a los demás, que provoca que ellos no tengan los datos adecuados para tomar las decisiones por sí mismos.

Muestra que el mentir ocasiona un mundo paralelo imaginario del que tenemos que llevar cuenta, generando nuevas mentiras que encubran la mentira original.

Les recomiendo el libro muchísimo, léanlo una y otra vez, verán que poco a poco tomarán consciencia de que la comunicación deshonesta es simplemente inconveniente para todos los involucrados.

El libro cuesta solo 2 dólares y se lee en un ratito, y aunque las reseñas en Amazon no le dan mucho crédito, a mi sí me gustó mucho.

Adicional, el Sam Harris es el Co-Fundador de Project Reason (Proyecto Razón), una organización sin fines de lucro destinada a divulgar el conocimiento científico y valores seculares en la sociedad. Muy loable del tipo 🙂

¿Comentarios? Como siempre, ¡bienvenidos!